UNAM crea sanitario que no utiliza agua

El sanitario utiliza un recipiente para procesar y aprovechar residuos. Foto: Especial

Cada vez que se tira la cadena del sanitario, se utilizan entre cuatro y 12 litros de agua para eliminar los desechos, lo que representa una gran cantidad de líquido perdido y que no es reutilizable.

Para combatir esta problemática, investigadores de la Universidad Nacional Autonóma de México (UNAM), diseñaron un sanitario seco mecatrónico, ecológico porque no usa líquidos y seguro para ambientes urbanos.

Alejandro Ramírez Reivich y Vicente Borja Ramírez, líderes del proyecto desarrollado en el Centro de Diseño Mecánico e Innovación Tecnológica de la Facultad de Ingeniería, detallaron que el sanitario es similar a un retrete convencional, pero éste capta la orina en un recipiente para procesarse y aprovecharse, con lo que se evita tirarla al drenaje.

Para el manejo de las heces, en lugar de “jalarle al agua” se presiona un botón que inicia un ciclo que usa distintos compuestos para formar una mezcla de sustancia sólida que neutraliza los malos olores y promueve la descomposición a través de bacterias.

Esta mezcla se arrastra hasta un cartucho, en donde inicia el proceso de compactación y secado; para ello se usan sensores y actuadores. Al llenarse, aproximadamente después de una semana en el caso de una familia de cuatro personas, se cambia por uno vacío.

Los cartuchos llenos se llevan a un proceso de generación de composta. El resultado es una especie de tierra o polvo que no tiene olor y es inocuo, y que se puede usar para fertilizar jardines o parques, o restablecer el suelo erosionado de la ciudad.

Para la colocación del sanitario seco se requerirían pequeñas modificaciones en la instalación del baño de hogares, similares a las que necesita uno convencional de última generación.

El tema del ahorro de agua es trascendental. Actualmente el consumo de agua por habitante en México es, en promedio, de 366 litros diarios, uno de los mayores del mundo. “Somos un grupo de profesores y estudiantes unidos con el propósito de encontrar una solución distinta a tirar el agua”, enfatizó el ingeniero mecánico, Alejandro Ramírez Reivich.

Actualmente el sanitario seco está en proceso de maduración y evolución para llegar al mercado, no sin antes, iniciar su registro de patente.

CRÉDITO: 
Redacción / Agencia ID